dimecres, 20 de maig de 2009

La propuesta de desdoblamiento de la línea de RENFE de Vic-Puigcerdà no es satisfactoria

Desde hace tiempo unos de los objetivos principales del Ayuntamiento de Montcada i Reixac es luchar con todas nuestras fuerzas para que los proyectos urbanísticos y de infraestructuras, propuestos por otras administraciones, y que no sean sensibles con nuestro entorno y con las características propias del municipio, las acaben incorporando como condición imprescindible para llevarlas a cabo. Lo hicimos con el proyecto de soterramiento total de la línea de RENFE de Francia, que inicialmente sólo contemplaba el soterramiento en una parte; lo hicimos con la negociación de la reforma de la C-17, que en un principio era menos ambiciosa de lo que ha acabado siendo; lo planteamos con el tema de la perforación del Turó, al que nos hemos opuesto reiteradamente a la propuesta inicial del Plan de Infraestructuras Ferroviarias de Cercanías de Barcelona 2008-2015; y lo estamos haciendo con el proyecto de desdoblamiento de la línea de RENFE Vic-Puigcerdà en su paso por Montcada i Reixac. Particularmente en este tema, desde el Ayuntamiento, alegamos que se hace imprescindible el soterramiento de la línea férrea en su paso por Mas Rampinyo, hasta pasada la calle Frederic Mompou. Esta actuación es clave para la aceptación del proyecto por parte de este Consistorio y se enmarca en los acuerdos de colaboración entre el Ministerio de Fomento, ADIF, y el Ayuntamiento de Montcada i Reixac, en aras a conseguir una humanización de las infraestructuras ferroviarias a su paso por el municipio, trabajando en la eliminación de barreras arquitectónicas para la circulación de peatones y vehículos, fomentando la creación de espacios públicos con la eliminación de líneas férreas en superficie, con el claro objetivo unívoco de proceder al acercamiento y permeabilidad entre los barrios de nuestra ciudad. Ese soterramiento ha sido reivindicado por este Consistorio en repetidas ocasiones, verbalmente y por escrito. Y seguimos insistiendo en esa reclamación. Hace escasos días hemos mantenido una reunión con dos diputados de las Cortes Generales para informarles de nuestras reivindicaciones. A la reunión asistieron Juan Carlos Corcuera e Isabel López. Los dos diputados pudieron conocer de primera mano las alegaciones que nuestro Ayuntamiento ha presentado para mejorar el proyecto de desdoblamiento de la línea de RENFE de Vic-Puigcerdà. El Ayuntamiento no escatimará esfuerzos para mejorar el proyecto, tal y como hicimos en las negociaciones para el soterramiento total de la línea de RENFE de Francia, o con las mejoras que al final conseguimos en el soterramiento de la C-17. Montcada i Reixac ha soportado y sigue soportado infinidad de infraestructuras que trinchan nuestro municipio y dificultan la movilidad interna, con un impacto negativo en la calidad de vida de nuestra ciudad. No vamos a bajar la guardia con estos temas. Informaremos, movilizaremos opinión y nos entrevistaremos con quien sea necesario para poder seguir explicando que Montcada i Reixac no puede seguir soportado el impacto negativo de las infraestructuras que atraviesan nuestro municipio.